Archivo de la etiqueta: roma

Cositas del fin de semana


El Chelsea es una apisonadora

Siete goles (como siete soles, que dirían los cursis) le metió al Sunderland el sábado por la tarde, y pudieron ser muchos más, pero el portero Fülop, a pesar del saco que se llevó, hizo varias paradas de mérito. Y todo esto sin Drogba, ni Essien, ni Kalou, ni Obi Mikel, que andan un poco liados con eso de la Copa de África. Belletti jugó de pivote y no lo hizo mal, Lampard sigue siendo un superclase y Ashley Cole está a un nivel alucinante. Con esa plantilla, y sabiendo que la Champions es la competición preferida de Ancelotti, los ‘blues’ son la alternativa a Barcelona y Real Madrid, aunque el escollo del Inter debería ser duro.

El Liverpool por su parte, sigue en caída libre. Después de caer eliminado en la Copa en Anfield por un segunda, el Reading, llegaron las lesiones de Torres, Gerrard y Benayoun y para colmo el sábado el Stoke le empató en el último minuto. Benítez parece desbordado y las dudas sobre su continuidad cada vez son mayores. Veremos qué pasa, pero esto no tiene buena pinta.

Vuelve el Barça, pincha el Madrid y se consolida el Valencia

El Barcelona se vengó de su eliminación copera y le endosó cuatro goles al Sevilla. Jiménez, supongo que pensando en reservar efectivos para la Copa, alineó a un trivote ultradefensivo en el medio formado por Stankevicius, Lolo y Marc Valiente, y a José Carlos en la banda izquierda del ataque. En el primer tiempo le salió bien, pero en cuanto los de Guardiola abrieron la lata, los goles cayeron casi por inercia.

Lo del Madrid fuera de casa empieza a ser preocupante. Perdió en San Mamés frente a un Athletic sobrio y ordenado, que trabó el partido de principio a fin. A pesar de que el mejor de los vascos fue su portero Gorka, los blancos nunca se sintieron cómodos sobre el césped de Bilbao. Cristiano se volvió a quedar sin marcar, y cuando el portugués se ofusca, trata de hacer la jugada por su cuenta y perjudica al equipo.

El Valencia es el que se engancha a la zona Champions. Cuando Silva, Mata, Villa, Banega y Joaquín están enchufados, como hoy, poco hay que hacer. Y aunque el penalti en contra del Villarreal ha sido fuera del área, la superioridad de los de Emery ha sido manifiesta. Sin el ‘incordio’ de la Copa, y con una gran profundidad de plantilla, sobre todo en ataque (Vicente, Zigic, Pablo Hernández, Chori Domínguez…) este equipo puede dar mucha guerra.

Luca Toni golea con la Roma y Ronaldinho vuelve a ser decisivo

Cuánto me alegro de esta noticia. Siempre he sido admirador de Toni, y como sabéis, mi equipo italiano es la Roma. Así que me alegro de que los romanos se hayan metido en puestos Champions con dos goles del ex-Bayern. Porque es cierto que no es un dechado de técnica y que condiciona el juego de los equipos, pero es un auténtico rematador, condenado al ostracismo por Van Gaal. Por cierto, el rival de la Roma era el Genoa, que está en crisis y en el que Zapater cada vez juega menos.

Vamos con Ronaldinho. En el post anterior os contaba que volvía a estar a gusto en un campo de fútbol, y este fin de semana ha vuelto a demostrar que cuando quiere es un fuera de serie. Los tres goles frente al Siena así lo certifican y el Milan se acerca a sus vecinos del Inter. Os dejo los goles de ‘Dinho’, el tercero (cuarto del partido) buenísimo.

La ocasión de Dani

Pobre Dani. Es el típico delantero ratonero, que odian todos los aficionados de equipos en los que no juega. En el Betis fue héroe de la final de Copa y marcó el gol de la victoria ante el Chelsea. Pero le cedieron al Cádiz y al Elche, donde no tuvo suerte y además se lesionó en la rodilla. Este año no tenía ficha en el Betis, pero le han inscrito para esta segunda vuelta. Y en su primer partido con el Betis desde 2007, va y hace esto. Lo dicho, pobre chaval.

PD: Hoy la postdata va de recomendaciones. La primera, por divertida y exótica. Porque resulta que mi amiga Manuela, (sí, aquella de Los diarios de Islandia) que es aventurera por naturaleza, acaba de cambiar Madrid por México D.F. y ha abierto un blog maravilloso donde cuenta sus peripecias, sus vivencias y sus experiencias personales en la Ciudad-Selva. Aquí os dejo el enlace, y desde hoy lo podéis encontrar en ‘sitios de obligada visita’, en la barra de la derecha del blog.

La segunda recomendación, no es divertida ni exótica, pero sí es necesaria. L@s que pasáis por aquí de vez en cuando, conocéis a Anuar Marrero porque es colaborador habitual de este invento. Pues en su blog “El fin de la pobreza es una decisión política”, ha publicado una entrada titulada ‘Fuera de Servicio’ que debería ser de obligada lectura para todos, pero especialmente para los políticos que gobiernan en la ciudad y la Comunidad de Madrid. La concienciación y la visibilidad en un tema como este, son fundamentales, y este post supone una gran contribución. ¡Gracias Negro!.

Anuncios

¡¡¡Histórico Triplete!!!!!


[Por Zury]

Histórico y triplete sin duda son dos palabras que hemos escuchado (y que escucharemos) mucho a lo largo de estos días. Pero es que realmente este Barça ha hecho lo que ningún equipo español había conseguido hasta la fecha, ganar Copa, Liga y Champions. Sin duda el giro de timón llevado a cabo por el club ha sido totalmente radical, cambiando el rumbo del equipo en tan solo una temporada.

Como culé y aficionado al fútbol se me acaban los calificativos para este equipo, pero lo que tengo claro es que este año será imborrable para muchos de nosotros. Tras la Copa del Rey y la Liga, se presentaba el más difícil de todos, la Champions. El escenario, una Roma engalanada esperando ver uno de los mayores espectáculos del fútbol mundial y el rival, el mejor, el otro equipo que esta temporada ha conseguido hacerle sombra a un Barça de ensueño, el Manchester United.  Sin duda se esperaba una ardua batalla entre dos grandes gladiadores. Y como en el Antiguo Imperio Romano, sólo podría triunfar uno.

El partido comenzó con un guión extraño para el Barça. No dominaba, no tenía el balón y el Manchester controlaba el partido, con un Cristiano Ronaldo, muy incisivo, llegando en algunas ocasiones a mostrarse ansioso por hacer algo grande.

Pero el que primero asestó fue el Barça. Eto’o hizo gala de ser uno de los mejores delanteros actuales, y rompiendo la sequía goleadora que venía arrastrando, mostró la calidad que atesora. A pase de Andrés Iniesta (otro que se merece un monumento) recibió en carrera, sentó a Vidic y batió a un Van der Sar que poco pudo hacer. El Barcelona puso el uno a cero en el marcador en la primera ocasión que tuvo; muestra de que los equipos grandes no perdonan.

etoo gol champions

A partir de este momento el Barça empezó a sentirse cómodo en el campo, dominando en líneas generales el encuentro, si bien, seguía siendo un partido abierto en el que ambos equipos llegaban con más o menos peligro al área rival. Y así terminó la primera parte.

Tras el descanso siguieron las líneas que se habían marcado en los primeros cuarenta y cinco minutos. El Barça dominaba y aguantaba las acometidas rivales con un Piqué imperial y con un Puyol con quien todavía está soñando Cristiano Ronaldo. Además Touré y Silvinho, que terminaban de formar la defensa “para la ocasión” estuvieron más que solventes a lo largo de todo el partido, dando la sensación de que era un encuentro de pretemporada. Mientras Xavi, campaba a sus anchas por el centro del campo haciendo funcionar al Barça como el reloj que es, siempre bien secundado con un Busquets cumplidor y sacrificado.

Delante, Henry hacía alguna que otra incursión, Eto’o hacía los ochenta kilométros que prometió y Messi sin desequilibrar tanto como nos tiene acostumbrados siempre aparecía por el centro (otro gesto ténico de Guardiola y que merece un post de alguien que de verdad entienda de fútbol) y traía locos a los centrales. Si a eso le añades al genio de Fuentealbilla poco se puede hacer.

Al final, tanto fue el cántaro a la fuente que se rompió. Xavi le regaló medio gol a Messi con un centro medido que el argentino remató. Era el 2-0 con quince minutos por delante. El Manchester, ya con toda la artillería en el terreno de juego, lo intentó y en la más clara ocasión que tuvo, surgió la figura de Valdés para demostrar que en las grandes ocasiones se crece y que varias de las críticas que recibe son excesivas.

celebracion champions

Pitido final y comienzo de la fiesta. Sin duda alguna tras este año las universidades catalanas presentarán un índice de suspensos nuca visto hata ahora, por culpa de tanta fiesta y de tantas visitas a Canaletas. Por el bien de los barcelonistas y del fútbol, ojalá la temporada que viene, suspendan más todavía.

P.D.: No soy periodista, ni nada parecido así que pido perdón a los lectores por los fallos clamorosos que puedan existir.

El síndrome UEFA


[Por Anuar Marrero]

Supongo la inmensa mayoría de los que leen este blog han oído hablar del llamado ‘virus FIFA’, es decir la lesión de jugadores después de los partidos con sus selecciones. Pues aunque mi hipótesis no tenga nada que ver con este hecho, bien me sirve para establecer un paralelismo en cuanto al nombre.

Mi hipótesis es sencilla, aunque su explicación no lo es tanto. Me da la sensación de que el nivel de los equipos de fútbol se está igualando en el medio. Es decir, que cada vez son menos los clubes de primerísimo nivel, y cada vez son más los equipos que presentan un nivel que podríamos considerar de “Uefa”. Esto se ha producido por dos motivos. El primero es el descenso de nivel de muchos equipos punteros, y en ocasiones de ligas enteras (véase Alemania o Italia). No hay que ir muy lejos. En España el Real Madrid, el club con más copas de Europa, lleva cinco años sin pasar de octavos de final de la Champions League. El segundo (y positivo motivo) es justo el contrario. Es el salto de calidad de algunos equipos de media tabla así como de conjuntos de ligas menores. Luego los explicaré más en profundidad.

sessegnonEsta idea me vino después de ver el partido de cuartos Barcelona- Bayern de Munich. De acuerdo que el conjunto de Guardiola jugó muy bien, pero me parece innegable que los alemanes mostraron un nivel indigno de la competición en la que estaban. Y lo peor de todo es que hasta ese momento no habían perdido un sólo partido en la competición. Y lo cierto es que desde hace unos años cada vez se repiten más los cruces de cuartos y semifinales. ¿Cuántos Barça-Chelsea hemos visto en los últimos años? ¿Cuántos enfrentamientos entre equipos ingleses? Esto se ha visto empeorado debido a que otros dos habituales como Milan y Juventus están aún convalecientes del escándalo de corrupción que salpicó al Calcio. Al día siguiente del partido anteriormente reseñado tuve la oportunidad de ver el PSG- Dinamo de Kiev (me encontraba en Francia) y al ver la igualdad, el carácter imprevisible de los cruces y la disparidad de los equipos en liza cada año, me di cuenta de que la UEFA le ha ganado mucho terreno a la Champions en lo que a fútbol de competición se refiere.

Como ya enunciaba antes, en mi opinión esto se ha producido porque se ha producido una compresión por arriba y por abajo del nivel de los equipos. El escándalo del Moggigate dejó seriamente tocado al fútbol italiano, que con sus dos grandes convalecientes, se ha dado cuenta de que Inter y Roma no son una representación fiable para Europa. Otros equipos como la Fiorentina, la Sampdoria o el Udinese están realizando propuestas interesantes, pero parece que aún están en proceso de crecimiento. Alemania llevaba muchos años viviendo casi en exclusiva del Bayern de Munich que en el relevo generacional que comenzó hace un par de temporadas se olvidó del centro del campo. Un equipo de primer nivel no puede sostenerse sobre Ze Roberto y Van Bommel. En la liga española el nivel estratosférico del Barça y el buen hacer del Villarreal no debe hacernos olvidar el bajón en el nivel en los últimos años. Las dos últimas ligas las ganó un Madrid que aparte de coraje y fe no mostró una propuesta futbolística suficiente como para ganar una liga, y mucho menos dos consecutivas. Este año al Barça le bastó una liga para distanciarse de todos sus competidores. Francia es un caso aparte. Prácticamente ha hecho de la necesidad una virtud. Hace muchos años que la Ligue 1 sólo tiene equipos de nivel de UEFA y el Lyon, que dominó con facilidad el campeonato. Pero este año, que los de Lyon no están mostrando el nivel de las últimas temporadas, la competición está auténticamente apasionante, y tanto el Marsella, como el PSG, como el Lyon, como el Burdeos, como el Lille y como el Toulouse tienen opciones al título.

De seguir esta tendencia, me temo que en unos años se hará realidad lo que pretendía el G-14; una competición al máximo nivel restringida a un número de equipos, que asegurada su participación, y por lo tanto los ingresos, tendrían menos dificultades para mantener un nivel altísimo. Huelga decir que esta sería una solución catastrófica para fútbol y sus aficionados. Pero no es menos cierto que hoy por hoy la Champions es un torneo cada vez menos complicado para los cada vez menos equipos punteros de Europa. Y que la falta de igualdad afecta a la competitividad y al espectáculo. Por ello, más allá de que se esté o no de acuerdo con mi hipótesis, éste me parece un tema de fondo crucial para el devenir del fútbol en Europa. Quizás sea hora de que la UEFA se plantee su sistema de competiciones, o de que los aficionados y las televisiones empecemos a darle algo más de importancia a la UEFA.

¡Pobre fútbol italiano!


No me gusta Ranieri. Nada. Es buen tipo, e incluso le recuerdo varias anécdotas en sus ruedas de prensa con el Valencia y el Atlético de Madrid, le ganó al Madrid en Champions con un buen planteamiento y un juego efectivo. Pero sus equipos son muy aburridos. Tanto, que ha ‘conseguido’ que a un entusiasta del Calcio como yo, que además llevaba tiempo queriendo ver con detalle un partido de la Juventus, le dieran ganas de apagar el ordenador e irse a hacer cualquier otra cosa.

Esto sería normal si el partido hubiese acabado 0-0, pero lo verdaderamente preocupante es que el Juventus-Chievo Verona de esta tarde, ha terminado 3-3. Más allá de los 6 goles, del hat-trick de un currante como Pellissier, de Chiellini, su máscara y su gol o de la resurrección de Camoranesi que ha sido el más determinante de la Vecchia Signora, el partido deja conclusiones preocupantes.

La primera, específica. El déficit de talento en la Juve. Con Nedved en el banquillo, sólo Del Piero y Giovinco parecen ser jugadores diferentes, capaces de sacar al espectador del tedio y cuando, como hoy, no reciben balones, el equipo se diluye. El resto, morralla. Marchisios y Marchionnis deambulan por un medio del campo turinés, en el que sólo Tiago parece aportar algo de luz. Y así no se va a ninguna parte.

La segunda, más general. La crisis galopante del fútbol transalpino. Parece que a los aficionados les está pasando lo que a mí esta tarde. Los estadios vacíos son el primer síntoma. Lejos quedan ya aquellos años de finales de la década de  los 90 en los que hasta siete equipos tenían posibilidades reales de ganar el Scudetto y brillaban en Europa. Aquel Parma de Buffon, Thuram y Crespo, la Lazio de Nesta, Dejan Stankovic y Verón y la Fiorentina de Rui Costa y Batistuta se sumaban a Inter, Milan, Roma y Juventus y hacían del Calcio la mejor liga del mundo.

Hoy en día, para desgracia de los que como yo disfrutamos con el futbol de Italia, el Scudetto no es ni la sombra de aquel que asombraba al mundo. Ningún representante en cuartos de final de la Champions League. Un Inter diseñado a medida de Mourinho para ganarlo todo, que se estrelló contra el Manchester United y se fue para casa sin poder hacer nada y un Milan convertido en un cementerio de elefantes, en el que sólo se salvan Pirlo, Kaka’ y el fantástico y precoz Pato, que sufrirá hasta el final para meterse en Champions son el fiel reflejo de una decadencia que parece no tener fin.

del-piero_sad2

La liga está perdiendo competitividad, y lo peor, que no se atisba una salida. La clase media-alta (Fiorentina, Napoli, Genoa, Udinese…) trata bien la pelota y suele apostar por el fútbol, pero siguen estando varios escalones por debajo de la aristocracia futbolística italiana y la Roma, que podría ser el animador del campeonato sufre una enorme depresión desde principio de temporada. Así, la única alternativa a este Inter al que un grandísimo Ibrahimovic le está bastando para liderar la liga con solvencia, es la Juventus, esa Juventus que ha hecho que me aburra a pesar de empatar a tres, esa Juventus de Ranieri, que a pesar de ser un buen tipo, no me gusta nada.

PD: Partidazo Manchester United-Aston Villa, vibrante veloz y divertido. Y a pesar de la derrota en el descuento, sigo siendo muy de Martin O’ Neill, y me encantaría que se  acabase metiendo en Champions.

Valverde conquista Grecia


El fútbol es grande, realmente grande. Hace que cosas que no deberían importante lo más mínimo, se conviertan en cuestión de vida o muerte, o algo más importante, que diría el mítico Bill Shankly.

Hace diez años, apenas sabía qué era Upton Park y hoy disfruto como un ‘hammer’ más cada jornada los milagros del maestro Zola. Me cabreo cuando, como este fin de semana, la Juve golea a mi querida Roma, y sufro con la irregular temporada del Werder Bremen de Schaaf.

Supongo que también pasará con otros deportes, y que mi amigo Álvaro sentirá  como suyas las victorias de los Spurs o Fran Fermoso se cabreará con Boozer cada vez que hace un partido lamentable con los Utah Jazz.

En realidad os cuento esto porque gracias al fútbol, el otro día esbocé una sonrisa, por algo que se supone que para alguien como yo debería ser intrascendente. El Olympiacos ha ganado la liga en Grecia.

Diréis, y con razón, que estoy loco, y que a alguien como yo no debería importarle si gana el Olympiacos, el Panathinaikos, el Atromitos o su puta madre. Pero no. El Olympiacos es campeón y me alegro.

valverde-olympiacosMe alegro por Valverde, que es un entrenador milagro, y que apuesta por el juego ofensivo. El ‘txingurri’ ha hecho campeón a los del Pireo a tres jornadas del final superando a sus archirivales del Panathinaikos, que han llegado a octavos de la Champions en un grupo con el Inter y el Werder Bremen. Pero es que además, tiene al equipo en las semifinales de la Copa griega y puede conseguir el doblete.

Además, me alegro por Valverde porque es un currante, que consigue fantásticos resultados, y que quizá no tenga el reconocimiento que se merece. Debutó como entrenador en el Athletic en 2003 y consiguió la proeza de clasificar al equipo para la Copa de la UEFA con un fantástico quinto puesto. Durante la temporada siguiente, las desavenencias con el presidente Lamíkiz le obligaron a renunciar a su cargo a pesar de haber llevado al equipo a semifinales de la Copa del Rey y acabar noveno en Liga.

Tras su marcha, el Athletic no ha levantado cabeza. En la 2005-2006 llegaba Mendilíbar, un entrenador joven y con ambición al que apenas dejaron trabajar y fue sustituido por Clemente a las pocas jornadas de llegar. El Athletic acabó duodécimo. La temporada siguiente con Sarriugarte y Mané, el equipo estuvo a punto de descender y acabó decimoséptimo. El año pasado con Caparrós, las cosas mejoraron y el equipo acabó en mitad de tabla, aunque aún no ha mejorado los registros de Valverde.

Así que volvamos a él, a Valverde. Tras salir del Athletic, estuvo un año sin entrenar. Y en 2006 llegó al Espanyol. De nuevo un milagro. En la Liga, zona tranquila y ese año, la final de la UEFA en Glasgow. Una tremenda decepción tras perder en los penaltis frente al Sevilla, pero un logro histórico para llegar hasta ella.

La pasada temporada de nuevo dejó al Espanyol en mitad de tabla, pero la directiva de Sánchez Llibre decidió su no continuidad para darle los galones al que fue su segundo ‘Tintín’ Márquez. Ahora, el Espanyol vive una situación crítica, en puestos de descenso y con tres inquilinos diferentes en el banquillo.

Mientras tanto, Valverde decidió apostar por la aventura griega y decidió firmar por un Olympiacos con más tradición baloncestística que futbolística pero que es uno de los grandes del fútbol heleno. Y este fin de semana, campeón de la Super Liga.

Y esta Liga ha sido gracias a gente como Diogo, un delantero brasileño, que en breve será una estrella, como el argentino Belluschi que salió de River como estrella y ha comenzado a rendir en Europa, el incombustible Djordjevic, el español Óscar González, ex de Valladolid y Zaragoza o ‘huesitos’ Galletti, con unos registros goleadores nunca vistos hasta ahora.

190808_OSFP_ALXALIL_22.jpgPero yo quería hablaros un jugador por el que me alegro especialmente. Quizás no le conozcáis demasiado, así que servirá como carta de presentación. Es el brasileño Dudú Cearense. Lo vi por primera vez en el Mundial sub-20 de Emiratos Árabes Unidos, (ese en el que la España de Iniesta perdió la final frente a los cariocas con un gol de Fernandinho en los minutos finales) con sus medias blancas subidas hasta las rodillas, recuperando y distribuyendo, pero también marcando goles. Desde ese momento pensé que sería el mediocentro del futuro, y me preguntaba cómo un tipo así podía estar desperdiciándose jugando en la liga de Japón.

Ese verano lo cedieron al Rennes francés y luego llegó el gran traspaso al CSKA de Moscú donde cuajó grandes partidos en 3 años, pero donde también cayó en el olvido para el escaparate internacional.

Este verano llegó al Olympiacos, se hizo indiscutible y este fin de semana marcó el gol de la victoria ante el Panionios. Un gol que vale una liga.

PD: No quiero olvidarme de Kovacevic, que también es campeón, pero es tan grande que se merece un post exclusivo para él solo.

Así se le gana (o empata) al Barcelona


Me gustaría darle las gracias a Anuar, por sacar adelante el blog en estos días en los que estoy tan ocupado. Es un lujo contar con alguien como él.

[Por Anuar Marrero]

En el último post que escribí, sobre el España- Inglaterra, comentaba una obviedad, que en el fútbol no hay ni sistema infalible ni equipo invencible. Y por muy evidente y simplona que sea la afirmación me veo obligado a volver a utilizarla tras el partido de anoche entre el Olympique de Lyon y el Barcelona. Y es que a pesar del resultado de empate a uno que sitúa a los de Guardiola como favoritos, Claude Puel, dio una lección de como contrarrestar las virtudes del líder de la liga.

claudepuelEl fútbol es una conjunción, una mezcla de proporciones desconocidas entre elementos tangibles e intangibles, entre variables causales y otras de carácter azaroso. Y, el trabajo de un buen entrenador, consiste en controlar todo aquello que está en su mano. Y mientras más y mejor haga esto, menos espacio dejará para la sorpresa y el imprevisto, más se adaptara el partido al guión escrito de antemano. Si partimos desde esta base para analizar el partido de ayer, lo cierto es que el técnico nacido en el Languedoc realizó un planteamiento excelente.

Y es que la fórmula es más sencilla de lo que pueda parecer a priori. Al Barça se le gana con superioridad numérica en el centro del campo (Guardiola jugó con tres y Puel con cinco hombres en la medular), con una buena presión zonal sobre y desde su defensa y movilidad en el ataque. Tan sencillo de decir como complicado de llevar a la práctica. Esto tampoco te asegura la victoria, porque el equipo catalán es la escuadra con más recursos ofensivos del mundo. Pero lo cierto es que aplicando bien este esquema se reduce mucho el riesgo de imprevistos.

Porque Messi puede hacer una genialidad, pero si realizas un buen marcaje, con buenas ayudas y coberturas en defensa, ocurre que el argentino se termina yendo al centro para buscar balón. Porque Eto’o es potencia pura, pero si te anticipas y le encimas cuando recibe de espaldas reduces mucho su efectividad. Y digo esto porque estoy hastiado de escuchar a entrenadores en la liga española lamentándose de lo imparable que son los Messi, Eto’o y compañía. Por supuesto que son de los mejores jugadores del mundo pero el trabajo de un entrenador consiste en reducir al máximo su efectividad. Claro que si le dejas espacio a ‘la pulga’ en la banda, dejas recibir de frente y en carrera a Eto’o y permites dos contra uno con Alves y Messi, lo más probable es que te hagan un siete.

Guardiola ha conseguido potenciar tanto las virtudes de su equipo que prácticamente parece que no tiene ninguna carencia. Toque excelso y rápido, presión asfixiante, defensa sobria, golea y no recibe goles. Pero lo cierto es que las tiene, como quedó de manifiesto ayer. El Barcelona es un equipo que sabe jugar a un tipo de fútbol. Toca una y otra vez hasta que encuentra los espacios. Pero su efectividad y peligro son directamente proporcionales a su posesión. En la medida en la que no tenga el balón, el Barça pasa apuros.

Porque la línea del centro del campo sólo la forman tres, con lo que es fácil que se vea en inferioridad. Porque ni Messi ni Henry defienden un carajo (con perdón, pero las cosas como son) y Alves deja mucho espacio a su espalda. Porque basa su defensa en la presión en la primera línea y en la posesión, pero defendiendo en estático victor_valdestiene bastantes problemas. Y porque Valdés no es un portero de primer nivel. Tiene muchos reflejos, pero es el principal beneficiado del juego del Barça. Prácticamente no le tiran y sólo se habla de él cuando realiza alguna intervención de mérito. Pero cuando por las razones que sea asume más protagonismo denota sus carencias. En cinco días ya le hemos visto dos fallos clamorosos. Contra el Espanyol le regaló el balón a De la Peña y ayer se ‘comió’ de manera flagrante el balón templado de Juninho. Y por temporada suele tener varios de estos. Eso es imperdonable para un portero de uno de los mejores equipos del mundo actualmente, si no el mejor.

Además me gustaría poner de manifiesto la importancia de Iniesta en el equipo. Y es que cuando el no está Xavi se convierte en el canalizador de todo el juego, y por lo tanto el Baecelona se vuelve más previsible y más fácil de parar. No es casualidad que después de tantos años el capitán del Barça esté rindiendo a mayor nivel que otras temporadas. Iniesta tiene gran parte de la culpa. Para terminar, me gustaría comentar que el primer día de la jornada de Champions ha sido bastante igualado, con tres empates y una victoria por la mínima del Arsenal, merced a un más que dudoso penalti. Es lo mejor que podía pasar, los partidos de vuelta están abiertos y son imprevisibles. Y que ocurra esto en octavos, dónde siempre había dos o tres partidos resueltos de antemano es una gran noticia. Y es que señoras y señores ¡Qué bonita es la Champions!.

Resultados Champions League. Octavos de Final Ida. Martes 24 de febrero de 2009

Inter de Milán 0-0 Manchester United

Arsenal 1-0 Roma

Atlético de Madrid 2-2 Oporto

Olympique de Lyon 1-1 Barcelona

Lo que ya sabíamos (o intuíamos) y lo que no deberíamos olvidar


[Por Anuar Marrero]

Antes del España-Inglaterra de anoche (partido bastante discreto, la verdad) había varias cosas que ya sabíamos. Sabíamos que España ha conseguido reunir a la mejor generación de centrocampistas que se recuerda en años. Que ha sabido aprovecharlos y que, por consiguiente (como diría aquel), ha desarrollado un estilo de fútbol agradable y vistoso, que después de muchos años (esto es conveniente no olvidarlo) ha dado resultados. También sería conveniente no olvidar que como todo estilo de juego tiene sus limitaciones, sus puntos fuertes y débiles.

Sabíamos también que Inglaterra es una selección que lleva muchísimos años generando multitud de buenos futbolistas, que tiene la  mejor y más potente liga del mundo (le pese a quién le pese) pero que su selección lleva décadas sin jugar absolutamente a nada. También sabíamos que la actual Inglaterra es más de lo mismo, que tiene otra generación de magníficos peloteros (Lampard, Gerrard, Barry, Rooney, Young, Joe Cole, etc.) y que sigue sin saber que quiere hacer en el campo. Esto es lo que ya sabíamos. Ahora me referiré a lo que ya intuíamos.

capelloinglaterraAlgunos intuíamos que la elección de Capello como seleccionador inglés era un craso error. Un error propiciado por una Inglaterra herida en su orgullo y por la consabida cantinela que se repite a modo de mantra por los mentideros futbolísticos, “Capello asegura títulos”. Una cantinela resultadista y simplona, que por lo tanto tiene todos los ingredientes para convertirse en verdad indiscutible en el mundo del fútbol, tan resultadista y tan simplón.

Capello asegura títulos con equipazos (no ha entrenado otra cosa en su vida) y en Italia. Porque lo cierto es que fuera de Italia lo único que ha conseguido son dos ligas con el Madrid. Una con un equipazo, y la otra de auténtico milagro, contradiciendo sus acciones y a pitada por partido. Y en Italia ha vivido de una época gloriosa con el Milan post-Sacchi (uno de los mejores equipos que se recuerdan), y una liga con la Roma, quizás su mayor logro. Permítanme que no cuente las ligas amañadas de la Juve. Además ninguno de los equipos de Capello ha jugado un pimiento, si me permiten la expresión coloquial. ¿Salvaría Capello del descenso al Osasuna, al Numancia o al Mallorca? Vuelvan a ser permisivos, y consientan mis dudas a este respecto.

Algunos intuíamos que la mezcla ‘selección que no sabe a lo que juega’ más ‘entrenador resultadista que no juega un pimiento’ no podía traer nada más que una cortina de humo en forma de resultados frente a selecciones mediocres, fútbol ramplón, y nada o muy poco a largo plazo. Las dos primeras premoniciones ya se han cumplido. Y después del partido de ayer se han disipado las dudas que tenía en lo que a la tercera se refiere. Para hacer el fútbol que hacía Inglaterra hace cuarenta años (pelotazo al delantero tanque de turno, éste la baja y ya se verá) no hacía falta traer a Capello, cualquiera lo habría hecho.

Es cierto que Inglaterra no puede realizar un fútbol elaborado desde la defensa, pero hay otras opciones. El principal problema de Inglaterra es que nunca consigue imprimir su ritmo a los partidos, sino que juega al partido que le propone el rival. Cuando Inglaterra consiga imprimir su ritmo dinámico y vertical, será cuando lucirán sus jugadores y podrá optar a cosas importantes. No dudo que Capello la consiga meter en el Mundial, pero más allá de eso poco futuro le veo.
portadamarcaanuar
Ahora, y para terminar, vamos con lo que no deberíamos olvidar. Hoy nos hemos despertado con el (previsible) desfile de titulares y artículos que oscilan entre el simple onanismo (“El Brasil de Europa”, “Se rinden ante el mejor equipo del mundo”) y la “patriótico-chulería” casposa, que en algunos casos raya la mala educación (“La lección fue gratis, Capello”). Lo que no deberían olvidar los periodistas deportivos, y público exacerbado en general, es que ningún sistema de modo de juego es infalible o invencible.

Cierto es que el juego de España es vistoso y hoy por hoy consigue resultados, pero no hay que olvidar que España, sin hacer demasiadas variaciones estuvo años y años sin ganar nada, que Aragonés llegó a la Eurocopa de milagro y que el Mundial es dentro de dos años. No habría que olvidar que España juega sin bandas, y que ayer, pese a tener superioridad en el centro del campo (Senna, Alonso, Xavi e Iniesta frente a Barry y Carrick) en los primeros compases del partido se vio cortocircuitada en el centro del campo, perdió algunos balones que de encontrarse frente a una delantera mejor podían haber acabado en gol. No habría que olvidar que hasta el gol de Villa a raíz de un fallo en el saque de James, España e Inglaterra iban a la par en oportunidades.

Y no habría que olvidar que pese a lo bien que jugamos en la Euro, nos fuimos a los penaltis contra la peor Italia que se recuerda en años. Y no habría que olvidarlo porque si en la próxima tanda de penaltis Casillas no está tan entonado a lo mejor se vuelven (otra vez) a casa en cuartos. Y no habría que olvidarlo porque si ello ocurre no significará que España es mejor o peor, simplemente que fútbol es fútbol, que no hay sistema infalible ni equipo invencible. No señores, ni España tampoco, aunque ahora les pueda parecer increíble.

Napoli-Roma, el Derbi del Sole


No sé si será porque llevo varios días estudiando y necesitaba una ración de fútbol, porque he encontrado un canal en Mogulus que me deja ver partidos a pesar de tener una conexión a internet que va a pedales o porque tenía muchísimas ganas de escribir sobre el Calcio.

El caso es que el ‘derbi del Sole’ que acaba de terminar entre Napoli y Roma me ha encantado. Sé que la liga italiana tiene muchos detractores, que la tachan de defensiva y aburrida, pero nada más lejos de la realidad. En esta jornada, sin ir más lejos, a falta de un partido, ni un sólo 0-0.

En Italia te puedes encontrar cosas muy raras, que apenas se ven ya en el panorama internacional, como ese 3-5-2 del Napoli de Reja, con tres centrales (que hoy han sido un desastre, por cierto) y mucha gente en medio campo, la mayoría, con bastante calidad. Hamsik, que hoy no estaba por sanción, y que suena para el Manchester City es un pelotero fantástico que no tardará en dar el salto a un equipo top del panorama europeo. Blasi y Maggio que ponen el toque y Gargano y Pazienza, son los pulmones. Todos muy interesantes.

lavezzinapolesPero además este Napoli cuenta con el ‘pocho’ Lavezzi arriba, que se ha adaptado de maravilla a la liga, y está rindiendo a un gran nivel. Su pareja suele ser el uruguayo Zalayeta, viejo conocido de la afición española, porque pasó por el Sevilla, y porque cuando jugaba en la Juve, un gol suyo dejó fuera de la Champions al Real Madrid. Y como suplente de ambos, otro argentino completísimo, que goleó con Independiente la pasada campaña, Germán Denis.

El problema del Napoli, aparte de sus despistes defensivos está en el banquillo y se llama Edoardo Reja. Es un técnico demasiado rígido en sus esquemas, que antepone su sistema a todas las cosas y que si no varía en su mentalidad, nunca podrá sacar el máximo rendimiento a este grupo de excelentes jugadores que tiene.  Parece mentira que  un sitio como Nápoles, donde el desorden y la espontaneidad son casi un modo de vida, tenga un equipo de fútbol que se caracterice por el orden. Paradójico ¿verdad?

De todas formas, el Napoli mola, es un equipo que, como todos los grandes venidos a menos, cae bien al espectador neutral. Atrás quedaron los años de Maradona, pero otra vez hay buen fútbol en San Paolo y el domnio del sur amenaza con volver.

5219244Y luego está la Roma. Esa Roma. Esa Roma de la que te quedas prendado aunque no haga un partido brillante. Esa Roma con la que sufres por el mal comienzo liguero, pero con la que disfrutas en Champions. Esa Roma que es capaz de juntar en un mismo medio campo a Pizarro, De Rossi y Aquilani. Esa Roma que de la mano de Spalletti parece que comienza a resurgir, esa Roma que ha recuperado a Baptista, esa Roma en la que un montenegrino como Vucinic se ha covertido en referencia, esa Roma elegante y vertical, esa Roma que es, en esencia, Totti. Esa Roma.

Por cierto, el partido ha quedado 0-3, con goles de Mèxes, Juan y Vucinic. Mejor que leáis esta crónica si queréis enteraros de algo (aunque la única que he encontrado está en italiano).

PD: Primer gol de Beckham en partido oficial con el Milan, y doblete de Kaka’. ¡Tiembla Europa!

PD 2: Ahora un Liverpool-Everton y yo teniendo que estudiar