Archivo de la etiqueta: kompany

90 minutos de auténtico espectáculo


Los que me conocéis sabéis que no soy demasiado entusiasta de la selección española, pero esta noche he disfrutado como un enano.

El de hoy ha sido uno de esos partidos que deberían durar 3 o 4 horas. Por todo, porque había casi 10.000 españoles en las gradas del antiguo Heysel, ahora llamado estadio Rey Balduino, porque bajo una intensa lluvia y vistiendo de dorado, por momentos España se ha parecido al mejor Brasil, porque los belgas han plantado cara durante todo el encuentro e incluso han podido ganar, porque ha sido un partido vibrante, de ida y vuelta, porque ha sido vistoso para el espectador, pero sobre todo por Iniesta.

Como me dice mi amigo Rodri, debemos rendir pleitesía a Don Andrés. Lo que ha hecho este chaval ha sido una auténtica obra maestra sólo al alcance de unos pocos genios. Un gol antológico, maravilloso, de esos que te dejan boquiabierto.

Pero ese fue el empate a uno, y no llegó hasta el minuto 36. Antes, en el 7′ Sonck había roto el récord de imbatibilidad de España y de Casillas con un cabezazo que se colaba suavemente pegado al poste tras un error en la marca de Puyol y Juanito.

Los belgas tienen una generación interesante, con jugadores muy jovenes pero de bastante calidad, que les han devuelto a la primera plana del escaparate internacional tras muchos años de travesía por el desierto. Los herederos de los Gerets, Scifo, Preud’homme, Ceulemans, Van der Elst, Luc Nilis o Wilmots se llaman Fellaini, Dembele, Defour, Witsel, Kompany, Vertonghen o Van den Borre que fueron la base de la Selección Olímpica este verano y ahora lo son de la selección absoluta.

España no estaba a gusto, y para colmo de males, Torres se rompía en el minuto 15. Todo parecían ser malas noticias. Sin embargo, la lesión de Torres permitió la salida al campo de Cesc. Con Fábregas en el campo, Villa se convertía en la única referencia en la punta de ataque y el asturiano juega mucho mejor así que acompañado por otro delantero. Además, el mediocampo español se llenó de efectivos y los de Del Bosque comenzaron a sentirse más cómodos.

Villa tiraba miles de desmarques y las ocasiones comenzaban a llegar. Así, poco después de la media hora de juego Senna iniciaba la presión y provocaba que Fellaini cediera el balón atrás y Cesc lo robase en el borde del área. El mediocentro del Arsenal le dio un pase a Iniesta que entraba por la izquierda. Casi pegado a la línea de fondo,el de Fuentealbilla sortea a dos defensas, con el cuerpo, hace un regate que tumba al portero y salva al último defensa elevando la pelota. Simplemente genial.

Con el 1-1 los belgas se echaron atrás, pero no renunciaron al partido. Con un gran Fellaini en el medio y un solvente Kompany atrás, los diablos rojos trazaban contras muy peligrosas que obligaron a Casillas a estirarse en varias ocasiones. Tanto es así que en un despiste de Juanito y una mala salida de Casillas estuvo a punto de marcar Bélgica, pero Puyol salvó en la línea de gol cuando el balón se colaba.

El partido era de una intensidad altísima y con las ocasiones de los belgas se intercalaban oportunidades del combinado español. Xabi Alonso sustituyó a Cazorla en el 20′ de la segunda mitad y dio mucha más consistencia al centro del campo. Pero la entrada decisiva fue la de Dani Güiza. El jerezano sustituía al grandioso Iniesta y saltó al campo cuando sólo restaban cinco minutos para el final del encuentro.

Era el minuto 88′ y el partido agonizaba. A Bélgica el empate le sabía a gloria y se defendía con uñas y dientes. Hasta que apareció Güiza. El jugador del Fenerbahçe decidió disfrazarse de Iniesta y puso un centro medido al segundo palo para que Villa la metiese en la red e igualase a Di Stefano como goleador de la ‘roja’ con 23 goles.

Gran juego, grandes sensaciones. Lástima que el Mundial no empiece mañana por la mañana.

Pero volvamos al gol de Iniesta. Todos los que tienen ya una edad dicen que es similar al que Butragueño le hizo al Cádiz allá por 1987. Aquí os dejo los dos goles (hasta que youtube decida eliminarlos), para que juzguéis vosotr@s.

Aquí tenéis el del ‘buitre’

y aquí el de Iniesta de esta noche

PD: Portugal 0-0 Albania y los albaneses con 10 jugadores desde mediados del primer tiempo. Grande Queiroz

Anuncios

El Manchester City desafía a los grandes


En Inglaterra, el Manchester City es, salvando las distancias y sin que nadie se me enfade, algo similar al Atlético de Madrid, un club de una ciudad grande, que siempre ha estado a la sombra de sus vecinos más ricos y poderosos (en este caso el Manchester United) en lo que a títulos se refiere, pero que cuenta con una afición más fiel y entregada.

Pues bien, el City se ha convertido, de la noche a la mañana en el club de fútbol más poderoso de todo el planeta fútbol. El pasado 1 de Septiembre, un grupo inversor de Abu Dhabi compró el club por cerca de 200 millones de libras. Al frente de este grupo está Sulaiman Al-Fahim, el presidente de Abu Dhabi United Group y dueño de HYDRA Properties. Esta empresa se dedica a construir los rascacielos más impresionantes del Golfo Pérsico, y Al Fahim, además de formar parte de la familia real de Abu Dhabi, ha amasado una inmensa fortuna de cerca de 150 billones (sí, billones con ‘b’ de burro) de dólares, siete veces mayor que la de Roman Abramovich, el magnate ruso dueño del Chelsea, y se ha dado el capricho de comprar un club de fútbol.

El objetivo de Sulaiman Al-Fahim es hacer de los citizens el mejor equipo del mundo, y para ello ha tentado a los mejores jugadores del panorama internacional. Para el próximo mercado de invierno, está preparando una multimillonaria oferta de 170 millones de euros por Cristiano Ronaldo y también se ha propuesto traer a su equipo a otros jugadores de talla mundial. Por eso ha preguntado por Villa, Torres, Cesc, Eto’o, Messi, Van Nistelrooy o Buffon y está dispuesto a gastarse cerca de 400 millones de euros en fichajes.

El primer golpe de efecto del City se produjo el pasado lunes a pocas horas de que acabase el plazo de fichajes, cuando reventó el mercado contratando a Robinho por unos 42 millones de euros. Dejando a un lado la actitud del jugador, que rápidamente se olvidó de aquellas declaraciones en las que decía querer ser el mejor jugador del mundo,  y fichó por un equipo ‘de segunda’ que ni siquiera juega la Champions porque le paga 7 millones de euros por temporada; este fichaje es toda una declaración de intenciones.

Los de Mark Hughes le ‘birlaban’ a Robinho al hasta ahora todopoderoso Chelsea y presentaban sus credenciales para pelear por todo esta temporada. A pesar de la venta de Corluka (para mí uno de los jugadores con más futuro de la Premier) al Tottenham de Juande, se han reforzado con Kompany, Zabaleta y Wright-Phillips, y si en enero logran concretar alguno de los traspasos que ha prometido Al-Fahim plantarán cara a los ‘cuatro grandes’.

Es cierto que los petrodólares y las fortunas multimillonarias desnaturalizan la competición, pero parece que es la dirección hacia la que va el fútbol y más en concreto, la Premier. El primero fue Abramovich, que puso a un equipo de mitad de tabla como el Chelsea, en el primer escalafón del fútbol mundial, Al Fayed compró el Fulham, luego vinieron Malcolm Glazer y David Gill al Manchester United, Hicks y Gillett compraron el Liverpool de Benítez y ahora Al-Fahim llega al City. Por si esto fuera poco, se rumorea que la rivalidad entre el Emirato de Abu Dhabi (el del City) y sus vecinos del Emirato de Dubai se va a trasladar al fútbol. Habrá que estar atentos…

PD: Al final va a resultar que Lopera no vendió el Betis porque espera ofertas de Dubai

El fútbol en los Juegos Olímpicos. ‘Raro, raro, raro’


Es extraño esto de fútbol olímpico ¿verdad?. Más allá de la polémica de Messi, del TAS, de la FIFA, de Blatter y sus solemnes tonterías, se podría decir que el fútbol está metido dentro de la Olimpiada ‘con calzador’. Digo esto porque es la única competición que ya ha comenzado, incluso antes de que se celebre la ceremonia inaugural; la única que tiene un límite de edad, porque al menos 15 de los 18 jugadores que forman cada plantilla deben ser jugadores sub-23; pero sobre todo, porque un deporte como el fútbol, que es el rey indiscutible en Europa y Sudamérica, pasa a un discreto segundo plano cuando llega el acontecimiento deportivo más importante del mundo, los Juegos Olímpicos.

Este papel secundario del fútbol se acentúa más cuando te enteras de que los Juegos ni siquiera están dentro del calendario de competiciones oficiales de la FIFA. Y por este motivo, y según la resolución dictada por el Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS) los clubes no tienen la obligación de ceder a sus jugadores. Así, esto se convierte en una locura, con casos de ‘fuga’ sin autorización de los clubes como hicieron los brasileños Rafinha y Diego o con despropósitos como el de Messi, que después de haber hecho el viaje hasta Shanghai donde estaba concentrada Argentina, resultó que debía volver a España para jugar la previa de la Champions con el Barcelona. Al final ha imperdado la cordura y el club catalán ha accedido a que Messi defienda a la albiceleste en los Juegos.

Y vaya si lo ha hecho, en el debut argentino ante Costa de Marfil, ‘la pulga’ ha abierto el marcador para su equipo con una gran definición tras un espectacular pase de Riquelme, y le ha dado el segundo gol al sevillista de nuevo cuño Lautaro Acosta, cuando el partido ya agonizaba y los marfileños creían tener un punto en su mano gracias al empate que había conseguido Cissé.

A pesar de esta victoria, Argentina ha estado gris, con Agüero desaparecido, sin frescura arriba, con falta de entendimiento evidente entre los medios centros Gago y Mascherano y con una actuación lamentable del espanyolista Zabaleta, hasta ahora siempre cumplidor.

Brasil también ha ganado, pero sufriendo. Bélgica, con una generación muy interesante de jovenes promesas ha puesto en aprietos a una ‘canarinha’ que ha debutado con toda su artillería pesada. Pero los Ronaldinho, Diego, Pato, Ánderson y compañía fueron incapaces de inquietar la portería belga hasta que el árbitro le mostró una dudosa segunda tarjeta amarilla al central Kompany. Además tuvo que ser Hernanes quien perforase la portería de Bailly en el minuto 80.

La que sí convenció fue Italia, que goleó a Honduras 3-0, y aunque dos de los goles fueron de penalti, y los hondureños fallaron otra pena máxima, a los italianos se les vio muy activos arriba, con un gran Giovinco, con destellos de Giuseppe Rossi y con Acquafresca en un gran momento de forma.

PD: Como veis, aunque sea un fútbol raro, también es muy divertido y siempre se descubren nuevos talentos.