Archivo de la etiqueta: Hoffenheim

Y D10S descendió a los banquillos


Definitivamente el fútbol está loco, pero loco de remate. No es sólo que dos recién ascendidos como el Hoffenheim o el Hull estén muy arriba en las tablas clasificatorias de Alemania e Inglaterra. O que Udinese y Nápoles estén en lo más alto de la liga italiana. No es sólo que el ‘Poli’ Ejido le acabe de meter 5 goles a todo un Villarreal en una descafeinada Copa del Rey o que haya sido irse Juande y el ‘nuevo’ Tottenham de Harry Redknapp lleve una victoria y un fantástico empate a 4 en campo del todopoderoso Arsenal en sus dos partidos.

No es sólo eso, que ya es muchísimo, sino que además ayer nos enteramos de que el nuevo seleccionador argentino va a ser él, el ‘10’, D10S, el barrilete cósmico… Diego Armando Maradona.

Todos sabemos que en Argentina, Maradona está por encima del bien y del mal, pero a mí esta decisión me la tienen que explicar. Es cierto que la albiceleste con Basile (¿le habéis visto? es el mejor actor de películas de mafia del mundo) era un barco a la deriva, jugaba horrible, sin medio campo, sin creación, sin nueves y sobre todo sin magia y necesitaba dar un golpe de timón, pero creo que Grondona ha reventado el timón en mil pedazos.

Traer a Maradona significa traer polémicas, filias y fobias, pero también implica traer a un tipo sin experiencia en los banquillos, que dirigió a Racing de Avellaneda durante once partidos de los que sólo ganó dos y al modesto Mandiyú durante doce partidos, donde sólo consiguió un triunfo. Así, Maradona sólo ha ganado tres partidos como entrenador profesional.

Además, todos conocemos la vida ‘desordenada’ de El Pelusa fuera de las canchas. Sus ‘escarceos’ con las drogas han sido constantes y la opinión generalizada en todo el mundo es que cómo va a controlar a 25 tipos, un hombre que no puede controlarse a sí mismo.

Y por si todo esto fuese poco, de la mano de Maradona viene Bilardo, que va a ejercer de algo así como Mánager General. Para quienes no lo sepáis Bilardo es uno de los entrenadores argentinos más carismáticos de todos los tiempos y su enfrentamiento con Menotti, otro entrenador mítico, divide a los argentinos en ‘Bilardistas’ y ‘Menottistas’ desde tiempos inmemoriales. Pero es que Bilardo, que fuera un grande tiempo atrás, hoy está de vuelta de todo. Tiene 70 años, y según Wikipedia ha ejercido como ¿médico?, ¿político? y últimamente, como comentarista deportivo. Con este currículum cercano, y sin entrenar desde 2004, me temo que ejercerá más de policía de Maradona, que de jefe de la albiceleste.

Y para algo que parecía tener sentido, al final parece que no va a salir. La idea de Grondona (Presidente de la Asociación de Fútbol Argentino y capo del fútbol mundial) era juntar en el banquillo de la selección a los jugadores que salieron campeones en 1986, o subcampeones en el Mundial de 1990. Troglio, principal candidato a asistende de Maradona dice no haber recibido ninguna propuesta y Batista y Brown prefieren seguir ligados a la sub 20.

Así tenemos que se va Basile y llega Maradona. En principio, un dios que tiene hasta una religión propia y que jamás pensó que sería cuestionado. Sin embargo, la afición no lo tiene tan claro. En una encuesta del diario Clarín el 70% de los encuestados opinan que la elección de Maradona será perjudicial para el seleccionado argentino. Y si de algo saben los argentinos, aparte de psicología, publicidad y ligoteo, es de fútbol.

PD: Y tú, ¿qué opinas? ¿te parece acertado el nombramiento de Maradona como seleccionador argentino?

Anuncios

Espectáculo Werder Bremen


Llevo tiempo sin escribir y esta semana ha habido jornada el miércoles y el jueves en la Liga y en la Serie A del Calcio. Aquí vimos la goleada del Madrid ante el Sporting de Gijón (7-1), la victoria del Barcelona ante el Betis. El triunfo del Valencia que le dio el liderato y el buen juego de un Villarreal que me ha enamorado.

En Italia tropezó la Juve en casa ante el Catania (1-1), el Milan sufrió para ganar a la Reggina, con Ronaldinho de suplente y con Borriello arriba y Shevchenko en el banco. El Inter ya es líder tras ganar al Lecce  y la Roma de Spalletti volvió a perder.

Pero me gustaría hablaros de fútbol alemán, y más concretamente del Werder Bremen. ¡¡¡Qué divertido es este equipo!!! y cómo mola verlo jugar. No sé si será por los colores verdiblancos pero siempre me ha caído bien, y si tenéis la oportunidad de ver alguno de sus partidos, supongo que vosotros también le cogeréis cierto aprecio.

Y es que los partidos del Bremen son una locura. Su entrenador Thomas Schaaf es uno de los más ofensivos del planeta fútbol y el 4-3-3 es una de sus señas de identidad. En el campo están dirigidos magistralmente por el brasileño Diego acompañado por otro mediapunta que va para estrella, Mesut Özil y a pesar de haber perdido a Borowski, que fue una de sus estrellas el año pasado y a Klasnic, se han reforzado con Pizarro que viene cedido del Chelsea.

Diego, Pizarro, Özil, Hunt, Rosenberg, Sanogo, Hugo Almeida… estos nombres tienen una palabra que les une, GOL y eso es lo que hay en los partidos del Werder, pero si además le sumas que sus defensas no son nada del otro mundo, el espectáculo está asegurado.

La pasada semana le ganaron al Bayern Munich por 2-5 en el Allianz Arena dando una exhibición de fútbol ofensivo. Llegaron a humillar a los de Klinsmann con un 5-0 en poco más de una hora de partido, pero los bávaros maquillaron con un doblete de Borowski, pero esta tarde se han vuelto a superar.

El Werder Bremen ha jugado a las 15:30 frente a la revelación de la Bundesliga, el recién ascendido Hoffenheim. Los de Schaaf han salido con Frings de pivote defensivo, Diego y Özil en la media punta y Hunt, Rosenberg y Pizarro arriba.

En el minuto 8′ ya ganaban 1-0 con gol del internacional sub-21 alemán de origen turco Özil, pero en el 15′ empataba Ba. Sólo un minuto después, en el 16′ anotaba Pizarro, en el 21′ llegaba el 3-1 de Diego y  a la media hora, Hunt hacía el 4-1.

Tras el vendaval de los de Bremen, llegó la relajación y comenzó la remontada del Hoffenheim. Antes del descanso Salihovic acortaba distancias haciendo el 4-2 y al cuarto de hora de la segunda mitad, Mertesacker cometió un penalti que le costó la expulsión, y que además transformó Ibisevic poniendo el 4-3 en el marcador. Poco después, en el minuto 71′ Comper completaba la espectacular remontada y empataba el encuentro a cuatro.

Pero quedaban 20 minutos y ni mucho menos había terminado el encuentro, porque el Werder Bremen es un equipo especial. Cualquier conjunto del mundo al que le acabasen de remontar una diferencia de tres goles y estuviese con diez hombres por la expulsión de un central, se metería atrás a defender el punto. Pero el Werder no. En vez de defender con uñas y dientes, se han dedicado a atacar, y las órdenes de Schaaf han tenido su recompensa.

En el minuto 82′ una gran jugada por la izquierda que comenzó Özil la culminó el propio mediapunta con un fantástico gol. Era el 5-4 y llegaba la locura. Lo han conseguido y el ataque ha vuelto a triunfar. Una lección de fútbol deliciosa para el espectador.

A ver si aprenden algunos…

PD: Ahora el Madrid-Betis y mañana el debi milanista, chulo ¿verdad?

El ‘Kun’ y Messi se pasean ante Brasil


Antes de nada tengo que decir que me parece ABSOLUTAMENTE VERGONZOSO que RTVE (Radio Televisión Española) a quienes tanto se les llena la boca con que van a dar más de 1000 horas de Juegos Olímpicos en exclusiva, y quienes han anunciado a bombo y platillo el duelo Messi contra Ronaldinho han dado el partido EN DIFERIDO.

Vamos con el partido. Era el duelo en la cumbre, la final anticipada y todos los tópicos que le queráis poner. Era un Brasil-Argentina, y eso se notó para mal. En la primera parte los dos equipos salieron tensos, nerviosos y sin querer correr riesgos debido a lo mucho que se jugaban. Mucho centroocampismo y muchas imprecisiones. Por parte brasileña, Anderson se olvidó de crear fútbol y se pegó como una lapa a Messi, obligando a éste a bajar hasta mediocampo para recibir balones y Diego no estuvo nada acertado durante todo el encuentro.

De los argentinos sólo brilló Di María, muy móvil por el centro y ambas bandas, y provocando varias acciones de peligro y algún destello de Messi. También me gustó Mascherano, un perro de presa fantástico que impidió cualquier atisbo de fantasía de la canarinha y que ha provocado las dos expulsiones brasileñas.

En la segunda parte el partido se activó y para desgracia de Fer y Marc (que le deben haber cogido cariño a la verdeamarela) apareció el ‘Kun’. El delantero del Atlético de Madrid, que había estado casi inédito en el primer tiempo desvió un disparo del jugador del Benfica Di María y cambió la trayectoria del balón despistando al nuevo portero del Valencia Renan, que encajaba su primer gol en estos Juegos Olímpicos. Era el minuto 51 y la albiceleste abría el marcador.

El rumbo del partido pudo cambiar si el latigazo del bético Sóbis hubiese entrado en la portería de Romero, pero el balón se estrelló en el poste. Tan sólo 4 minutos después llegó la sentencia Argentina. De nuevo Agüero remataba a placer un pase de la muerte de Garay, tras una jugada de Messi que caracoleó hasta meterse dentro del área y se la cedió al central del Racing de Santander.

Con el 2-0 llegó el único destello de Ronaldinho, y fue, como no, a balón parado. El milanista estrelló un balón en la madera en un libre directo desde unos 30 metros. En esa misma jugada, su compañero de club y selección, Alexandre Pato marcaba pero su gol era anulado por un claro fuera de juego. Ronaldinho, por cierto, ni está ni se le espera. Se confiaba en una resurrección en estos Juegos pero no se ha producido. El de Portoalegre está lento, apático, desganado, desacertado y falto de ritmo. Tiene solo 28 años pero parece que tuviese 40.

Otro que juega andando, pero sigue siendo clave para su equipo es Riquelme. Él transformó el tercero en un penalti cometido sobre Agüero tras una jugada enorme de Messi. Con el 3-0 los argentinos se sabían finalistas y comenzaron a disfrutar. Bailaron a Brasil y tocaron el balón por todo el campo. Y esto desquició a los brasileños que respondieron con entradas muy violentas. Lucas Leiva y Thiago Neves fueron expulsados y reflejaron la impotencia de la pentacampeona, que salía humillada del clásico.

En la otra semifinal, la sorprendente Nigeria barrió a los belgas por 4-1. Un partido muy entretenido en el que han brillado el jugador del Chievo Verona italiano Victor Obinna (Nsofor en su camiseta) y el mediapunta del Hoffenheim alemán Chinedu Ogbuke (Obasi) que ha marcado dos goles, uno de ellos un misil desde fuera del área.

Aquí os dejo algunos de los goles del Nigeria-Bélgica. El segundo es de Obasi y ojo al de Bélgica, que es espectacular

PD: Y mañana debuta Del Bosque, a ver que tal…