Archivo de la etiqueta: bilbao

Algunos apuntes sobre el Madrid


[Por Anuar Marrero]

Lo siento, parece que siempre escribo sobre lo mismo, pero es que el Madrid se empeña en estar siempre de actualidad, casi siempre negativa. Aunque los que leen el blog saben que soy madridista, también debo especificar que cada vez soy más del Arsenal. Y es que sinceramente ver el despliegue de Fábregas en cada partido es uno de los grandes placeres de esta vida…

Pero volviendo al tema. La derrota en San Mamés ha vuelto a sembrar dudas acerca del nuevo proyecto blanco, en especial de su entrenador. No me centraré en ese partido, ya que no me gusta argumentar sobre un resultado concreto, especialmente si es anecdótico cómo el del pasado sábado. Pero si es cierto que el Madrid ha perdido muchos puntos fuera y parece que no termina de consolidarse. Tras verlo en bastantes partidos, me han surgido varias reflexiones que ofrezco con la intención de abrir un debate y conocer vuestra opinión.

  • Todas las críticas al Madrid empiezan diciendo “Después de gastarse 250 millones…”. Esa cantidad no responde a una inversión deportiva. Florentino los concibe como una inversión económica de la que espera obtener retornos y no responden a necesidades del equipo ni a planificación. Se me podrá decir que nadie puede quejarse de que fichen a dos de los tres mejores jugadores del mundo. Eso es cierto, pero no es menos cierto que si yo fuese responsable de fichajes, en lugar de Kaka’, Ronaldo y Benzema me hubiese decantado por Fábregas, Silva y Arshavin por ejemplo, aunque algunos crean que me he vuelto loco.
  • Después de gastarse 250 millones (valga la ironía, jajaja) los diarios deportivos aseguran que la solución vuelve a ser Guti. Esto demuestra que el entrenador tiene poco que ver con los fichajes y que la plantilla está mal diseñada. Sin ir más lejos, viendo el partido contra el Athletic Me acordé insistentemente de Robben, jugador perfecto para solucionar ese tipo de partidos, ya que su capacidad de desborde abre huecos en las defensas.
  • Desde hace unos años parece que no hay vida más allá del doble pivote. Sin embargo en muchas ocasiones me da la impresión de que se duplican funciones. ¿Que le aporta Lass a Alonso? ¿No podría jugar sólo?. ¿No sería mejor combinarlo con un jugador con más fútbol como Guti o Granero?.
  • El Real Madrid ha construido un equipo más propio de la Champions. Es un equipo desequilibrante, rápido y efectivo, pero con jugadores como Kaká o Ronaldo es complicado conseguir una línea de regularidad necesaria para ganar la liga.
  • Con todo lo dicho, Pellegrini me parece un muy buen entrenador, y en media temporada no se construyen equipos. Creo que hay que esperar a final de temporada y ver como sigue tejiendo la plantilla.
  • Hablando en términos más generales. Siempre he dicho que un equipo no es más que una idea colectiva de fútbol. Y los proyectos se deben construir sobre una idea coherente con la trayectoria del club. Esa es la gran diferencia entre Barça y Madrid. Cruyff construyó una estructura fortísima que le ha dado al Barça su mejor época. Han cambiado los entrenadores y los proyectos, pero la idea estaba clara. El Madrid necesita construir una estructura sobre las bases del fútbol dinámico y de ataque.

Y para terminar algo que todavía creo no haber comentado. Y es que lamento que este gran Barça no haya surgido en un contexto más competitivo, con varios equipos pugnando por el título de liga. Nos hemos perdido grandes duelos. Le pasa un poco cómo a Armstrong. Nadie discute su calidad, pero la ausencia de grandes rivales ha deslucido un poco sus logros.

Anuncios

Valverde conquista Grecia


El fútbol es grande, realmente grande. Hace que cosas que no deberían importante lo más mínimo, se conviertan en cuestión de vida o muerte, o algo más importante, que diría el mítico Bill Shankly.

Hace diez años, apenas sabía qué era Upton Park y hoy disfruto como un ‘hammer’ más cada jornada los milagros del maestro Zola. Me cabreo cuando, como este fin de semana, la Juve golea a mi querida Roma, y sufro con la irregular temporada del Werder Bremen de Schaaf.

Supongo que también pasará con otros deportes, y que mi amigo Álvaro sentirá  como suyas las victorias de los Spurs o Fran Fermoso se cabreará con Boozer cada vez que hace un partido lamentable con los Utah Jazz.

En realidad os cuento esto porque gracias al fútbol, el otro día esbocé una sonrisa, por algo que se supone que para alguien como yo debería ser intrascendente. El Olympiacos ha ganado la liga en Grecia.

Diréis, y con razón, que estoy loco, y que a alguien como yo no debería importarle si gana el Olympiacos, el Panathinaikos, el Atromitos o su puta madre. Pero no. El Olympiacos es campeón y me alegro.

valverde-olympiacosMe alegro por Valverde, que es un entrenador milagro, y que apuesta por el juego ofensivo. El ‘txingurri’ ha hecho campeón a los del Pireo a tres jornadas del final superando a sus archirivales del Panathinaikos, que han llegado a octavos de la Champions en un grupo con el Inter y el Werder Bremen. Pero es que además, tiene al equipo en las semifinales de la Copa griega y puede conseguir el doblete.

Además, me alegro por Valverde porque es un currante, que consigue fantásticos resultados, y que quizá no tenga el reconocimiento que se merece. Debutó como entrenador en el Athletic en 2003 y consiguió la proeza de clasificar al equipo para la Copa de la UEFA con un fantástico quinto puesto. Durante la temporada siguiente, las desavenencias con el presidente Lamíkiz le obligaron a renunciar a su cargo a pesar de haber llevado al equipo a semifinales de la Copa del Rey y acabar noveno en Liga.

Tras su marcha, el Athletic no ha levantado cabeza. En la 2005-2006 llegaba Mendilíbar, un entrenador joven y con ambición al que apenas dejaron trabajar y fue sustituido por Clemente a las pocas jornadas de llegar. El Athletic acabó duodécimo. La temporada siguiente con Sarriugarte y Mané, el equipo estuvo a punto de descender y acabó decimoséptimo. El año pasado con Caparrós, las cosas mejoraron y el equipo acabó en mitad de tabla, aunque aún no ha mejorado los registros de Valverde.

Así que volvamos a él, a Valverde. Tras salir del Athletic, estuvo un año sin entrenar. Y en 2006 llegó al Espanyol. De nuevo un milagro. En la Liga, zona tranquila y ese año, la final de la UEFA en Glasgow. Una tremenda decepción tras perder en los penaltis frente al Sevilla, pero un logro histórico para llegar hasta ella.

La pasada temporada de nuevo dejó al Espanyol en mitad de tabla, pero la directiva de Sánchez Llibre decidió su no continuidad para darle los galones al que fue su segundo ‘Tintín’ Márquez. Ahora, el Espanyol vive una situación crítica, en puestos de descenso y con tres inquilinos diferentes en el banquillo.

Mientras tanto, Valverde decidió apostar por la aventura griega y decidió firmar por un Olympiacos con más tradición baloncestística que futbolística pero que es uno de los grandes del fútbol heleno. Y este fin de semana, campeón de la Super Liga.

Y esta Liga ha sido gracias a gente como Diogo, un delantero brasileño, que en breve será una estrella, como el argentino Belluschi que salió de River como estrella y ha comenzado a rendir en Europa, el incombustible Djordjevic, el español Óscar González, ex de Valladolid y Zaragoza o ‘huesitos’ Galletti, con unos registros goleadores nunca vistos hasta ahora.

190808_OSFP_ALXALIL_22.jpgPero yo quería hablaros un jugador por el que me alegro especialmente. Quizás no le conozcáis demasiado, así que servirá como carta de presentación. Es el brasileño Dudú Cearense. Lo vi por primera vez en el Mundial sub-20 de Emiratos Árabes Unidos, (ese en el que la España de Iniesta perdió la final frente a los cariocas con un gol de Fernandinho en los minutos finales) con sus medias blancas subidas hasta las rodillas, recuperando y distribuyendo, pero también marcando goles. Desde ese momento pensé que sería el mediocentro del futuro, y me preguntaba cómo un tipo así podía estar desperdiciándose jugando en la liga de Japón.

Ese verano lo cedieron al Rennes francés y luego llegó el gran traspaso al CSKA de Moscú donde cuajó grandes partidos en 3 años, pero donde también cayó en el olvido para el escaparate internacional.

Este verano llegó al Olympiacos, se hizo indiscutible y este fin de semana marcó el gol de la victoria ante el Panionios. Un gol que vale una liga.

PD: No quiero olvidarme de Kovacevic, que también es campeón, pero es tan grande que se merece un post exclusivo para él solo.

Esto es fútbol


Después de una gripe fastidiosa y casi mortal el blog vuelve a la carga. Y lo hace con algo que fue noticia hace ya algunos días, pero que tiene un significado muy especial, y que haría llorar de emoción al mismísimo Chuck Norris.

Los del vídeo que vais a ver abajo son unos niños de entre 5 y 12 años de Kiwu del Sur, una provincia de la República Democrática del Congo, cantando con mucho entusiasmo, y en euskera el himno del Athletic de Bilbao. Esta idea surgió gracias a una de las voluntarias de la ONG Coopera, que durante unas vacaciones en Bilbao se puso en contacto con el club vizcaíno y le pidió algún balón y alguna equipación para esos niños, que intentan evadirse de su cruda realidad jugando al fútbol.

En agradecimiento al gesto de los leones, decidió enseñarles a cantar el himno del Athletic y éste es el resultado.

Después de ver este vídeo, queda claro que el Athletic de Bilbao es un club especial, pero también invita a replantearse si de verdad es tan importante que la selección autonómica se denomine Euskadi o Euskal herria o que los jugadores del Athletic nazcan en Portugalete o Durango.

Estos niños son el ejemplo de que se puede sentir al Athletic a 5600 kilómetros de distancia. Esto es fútbol.

PD: Los niños que gritan al principio y al final, molan un puñao ¿verdad?. Por cierto, el Madrid lleva dos victorias seguidas, ¿será cosa de la prima?

El eterno debate sobre el calcio (y un apunte sobre árbitros)


[Por Anuar Marrero]

Julio Maldonado ‘Maldini’, en la última entrada de su blog, esgrimía un alegato a favor del fútbol italiano y en contra de los habituales argumentos que lo califican de tosco y defensivo. Es un debate permanente y muy interesante, y sobre el que no comparto parecer con mi buen amigo autor de este blog. Hagamos un somero análisis sobre la cuestión.

Alegaba Maldini que en el calcio se marcaban más goles que en Francia o España por ejemplo, y que había muchos equipos como la Fiorentina, el Udinese o el Nápoles son muy ofensivos e intentar jugar tocando. No voy a negar ninguno de los argumentos de Julio Maldonado (vaya por delante que me parece un crack), pero si su validez para defender el fútbol italiano. No creo que el número de goles marcados sea un dato para poder valorar el nivel de una liga, aunque lo pueda parecer. Esto no tiene por qué deberse al buen juego. Puede, entre otras razones, ser consecuencia de un bajo potencial de los equipos pequeños o a las malas defensas. Sobre el segundo no lo niego, pero soy de los que piensa que el nivel de una liga lo marcan sus equipos grandes. Y lo cierto es que el Inter lleva años sin jugar a nada, el Milan de Ancelotti es una aberración que nos está privando de ver el mejor fútbol de el mejor jugador del mundo (Kaká) y la Juventus es un equipo basado en el físico, que a pesar de no estar exento de calidad (Del Piero o Nedved) tiene un centro del campo incapaz de hacer jugar al equipo.

¿Es la mentalidad defensiva la causa de esta diferencia del nivel con las grandes ligas? Creo que en la actualidad no hay más mentalidad defensiva los equipos italianos en general de la que puede haber en Alemania, Inglaterra o España.

Pero el gusto histórico por cierto tipo de fútbol especulativo y rácano se ha visto reflejado en el perfil de los centrocampistas que se producen en Italia. El gusto por los Ambrosini, Tachinardi, Gattuso o Cristiano Zanetti ha calado hasta tal punto que nos encontramos con que la medular de los equipos italianos está desierta, de creatividad, calidad y visión de juego. Debido a estas carencias, el resto del equipo se va amoldando. Si tus medios no generan fútbol necesitaras delanteros rocosos, que basen más su juego en el físico que en la calidad. Y poco a poco el juego se va enredando entre pelotazos, balones colgados y disputas de balones divididos. Desaparece el criterio, se diluye el fútbol.

Pero además los factores extrafutbolísticos no ayudan. El Moggigate puso de manifiesto que la corrupción está instalada en el fútbol italiano. Acabó con la Juve en segunda, pero algún otro (sobre todo el Milan) los debería haber seguido. La poca afluencia a los estadios, los episodios graves y continuados de violencia en los mismos tampoco ayudan al espectáculo. Y otro factor que personalmente me parece muy grave es la alineación clara de varios jugadores con ideas fascistas, valga Di Canio como ejemplo. Así es imposible acabar con los radicales. Todos estos factores alejan el dinero y las estrellas del calcio. Lo cierto es que hoy por hoy Italia no es un país atractivo para jugar o disfrutar del fútbol.

Y para acabar me gustaría hacer un apunte sobre los árbitros. Aunque no defiendo la actuación de Mijatovic (un directivo no debe ‘rajar’ de esa manera), creo que cualquiera (sí. El Madrid y el Barça también) tiene derecho a quejarse cuando una mala actuación le ‘jode’ o está a punto de ‘joderle’ un partido. Y más cuando son más de una y más de dos. Además en España la politización de la federación deja claro que los árbitros no son neutrales. El último capítulo lo ha protagonizado Iturralde González, el más claro ejemplo de la ausencia de neutralidad arbitral. Este personaje ya se ha manifestado en varias ocasiones con declaraciones en contra del Real Madrid. Pero hace unos días, en una entrevista concedida a Radio Popular de Bilbao, se metía con el grupo PRISA y aseguraba que se metían con él y con Villar y con el Athletic por el hecho de ser vascos. Y no sólo eso, sino que cuando hablaba del Athletic de Bilbao lo hacía en primera persona del plural. Esto debería inhabilitarle para arbitrar cualquier partido en el que los intereses del Bilbao estuviesen en juego directa o indirectamente. Pero no va a pasar nada. En una liga en la que la federación y el estamento arbitral están posicionados de forma tan clara y desvergonzada, me parece que quejarse se convierte en un derecho de cualquier equipo.

Escucha aquí las declaraciones de Iturralde González

Athletic de Bilbao, ¿renovarse o morir?


Algo se está moviendo en ‘El Botxo‘. Hace unos días se ha hecho público que el club de Lezama lucirá publicidad en su camiseta por primera vez en sus 110 años de historia. La empresa elegida ha sido la petrolera vasca Petronor, que proporcionará al Athletic unos ingresos adicionales con los que hasta ahora no había podido contar.

Esta decisión tiene mucho de especial, porque en cierto modo, significa romper con la historia, dentro de uno de los clubes más tradicionales de todo el planeta fútbol. Hasta esta temporada, el Athletic había sido el único equipo profesional de la Primera División Española (y probablemente el único del mundo, de primer nivel) que no lucía publicidad en su camiseta, y ahora sus aficionados están divididos.

En mi opinión, esta apertura va a ser positiva para un Athletic, quizás demasiado anquilosado en la tradición, pero que ha comenzado a modernizarse poco a poco. Primero fue el fichaje de Bixente Lizarazu, internacional francés nacido en San Juan de Luz, y el año pasado con la llegada de Jokin‘ Caparrós, el andaluz más bilbaíno de la historia, el equipo hizo la pretemporada en Isla Canela (Huelva). Además, este año se ha producido el debut de Jonás Ramalho, un chaval de 14 años que se ha convertido en el primer futbolista de raza negra que ha vestido la camiseta de los leones.

Estos cambios, que pueden parecer baladíes, han ayudado a que la mentalidad del club y de los aficionados sea más amplia, y personalmente pienso que esto ayudará al Athletic a convertirse en un club más grande más moderno y más universal.

PD: ¿Pensáis que el Athletic debería fichar jugadores extranjeros o con origen diferente al vasco?